Blog de cuina de la dolorss: Cómo preparar y cocer caracoles

.

.
Vegetarianos (Pulsar foto)

.

.
Pastas y arroces (Pulsar foto)

.

.
Postres (Pulsar foto)

miércoles, 4 de mayo de 2011

Cómo preparar y cocer caracoles

Vivo en una tierra donde uno de los platos por excelencia son los caracoles, a la mínima  que caigan unas gotas ya se ve a  gente andar por los ribazos buscando esos preciados gasterópodos. 

Luego hay el trabajo de “depurarlos” o purgarlos para que al comerlos no amarguen, se suelen poner  los caracoles  en las “caracoleras” que son unas cestas hechas de mimbre o de cañas y se les hacen ayunar durante unos 15 días, unos lo hacen poniendo hierbas purgantes, otros les ponen harina, ... el caso es que queden limpios por dentro.

Procurad adquirir los caracoles que estén depurados, preguntadlo, si no es así,  mejor no comprarlos pues os estropearían el sabor del guiso o del plato. 

Ingredientes:
Caracoles
Laurel
Tomillo
Sal

Los caracoles deben de lavarse muy bien, para ello recomiendo sumergirlos en abundante agua y removiendo bien con las manos, seleccionando y desechando los que estén muertos, vacíos o con la cáscara rota.
Renovar constantemente el agua hasta que esta salga limpia y los caracoles no tengan ya ninguna suciedad , ni la telilla que suelen formar en su único orificio. Escurrir.

En una olla ponemos agua suficiente para que los cubra bien y en frío los añadimos junto  con unas ramas de tomillo y una hoja de laurel.
A fuego lento dejamos que el agua se vaya  calentando, entonces los caracoles irán saliendo de sus caparazones.

Cuando veamos que  el agua está  bastante caliente y los caracoles estén salidos, subimos el fuego de golpe al máximo, el agua hervirá y los caracoles quedarán fuera y cocidos.

Añadimos sal  (ser generosos) , bajad el fuego pero sin que pare de hervir y lo dejamos unos 20-25 minutos  removiendo de vez en cuando.
Ya los escurrimos y los pasamos por agua fría volviéndolos a escurrir. 

Ahora los tenemos a punto para cocinarlos en un guiso o para congelarlos.

NOTA: Cuando los caracoles estén hirviendo suelen crear una espuma, es mejor retirarla, aunque de todas formas luego desaparece por si sola.
** El tiempo de permanencia hirviendo es orientativo ya que depende del tamaño de los caracoles y de la cantidad que tengamos en la olla, un kilo de caracoles medianos nos llevaría ese tiempo.
** El método empleado de subir el fuego a tope cuando están saliendo se le llama “engañar”  a los caracoles. 

Celíacos: aseguraros bien de que no hayan sido depurados con harina.


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

31 comentarios :

  1. Hola Dolors.
    Mi madre era una experta cocinando caracoles, leer la receta asi casi como oirla de nuevo.
    Ademas de las tipicas recetas (nosotros los cocinamos con un buen caldo, huesos et) mi madre hacia una buenisima no tengo foto pero te la explico : me imagino que tu sabes hacer "frito mallorquin" (con la asadura de cordero) pues la receta es sencillisima haces un frito mallorquin sustituyendo toda la carne por caracoles sin cascara y sin desperdicio (sin la m... vaya) esta buenisima, ya me lo diras si la haces.
    Bsos.

    ResponderEliminar
  2. Dolors, yo casí que prefiero que me invite alguien a comer una buena caracolá! Solo una véz hemos ido a coger caracoles, y los hemos dejado como tú dices con romero en ayunas en una cesta. Se murieron casi la mitad. Luego eso de cocerlos, engañarlos, mucho jaleo para mi. Mi suegra los limpia y me los da hechos. Así que aprovecho!

    ResponderEliminar
  3. Dolorss m'agraden moltisim els cargols, els de mida mitjana... a casa quan erem petites la meva mare sempre feia molts cargols amb conill.
    Noia i quan vaig per Lleida no ho dubto cargols a la llauna...
    petonets

    ResponderEliminar
  4. Uff!!me entusiasman. Ya estoy pensando en esos caracoles "a la llauna"...
    Un besos

    ResponderEliminar
  5. No soy muy amiga de los caracoles, pero me ha llamado mucho la atención esta entrada. Muy interesante!
    besos,

    ResponderEliminar
  6. El meu pare feia un cargols bonissim amb sepia i carn picada, i recordo quan els feia bullir i veies tots els cargols sortits i amb quina paciencia els anaba triant i netejan; però jo no m'he atrevit a fer-ne mai i aixó que al meu marit li encanten. Mira desprès de lleguir aquesta entrada potser m'atreveixo a fer-ne i tot ¡¡¡¡
    Petons

    ResponderEliminar
  7. Me encantan los caracoles... en mi última visita a Madrid me puse las botas en la plaza Cascorro: en Cataluña ya sé que son una delicia y las formas de prepararlos más variadas... Yo no he limpiado unos en mi vida, los compro en conserva o congelados del Mercadona que es la única forma de conseguirlos en Teruel a no ser que me fuese al campo... (y con lo que me gustan, mira que soy asquerosilla cuando pienso en su recogida y limpieza). Un beso y gracias por la explicación por si un día me animo.

    ResponderEliminar
  8. el cap de setmana passat en vaig menjar dissabte i diumenge,com era el dia de la mare vam anar un dia a dinar amb cada mare i vam degustar dues maneres diferents de cargols... no me'n cansaria mai!

    ResponderEliminar
  9. nunca los hice.pero una buena explicaicon

    ResponderEliminar
  10. Recuerdos de mi infancia... Purgando caracoles se escaparon del tarro y estamparon paredes y techo en su fuga.
    Me encantaría que publicaras, cuando puedas, la receta para su salsa. Gracias mil
    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Ay, Dolorss ¡qué recuerdos! ¡Me encantan los caracoles! No tenía ni idea de cómo se purgaban. En Canarias los compro ya muertos o, cuando era pequeña, mi padre (que es Valenciano) los purgaba pero nunca supe cómo. ¡Qué ricos!

    ResponderEliminar
  12. A casa ens encanten els caragols. Ara que comença el bon temps, cada diumenge fem barbacoa a la terrassa i sempre cau una llauneta de caragols, és com més ens agraden.
    Petons

    ResponderEliminar
  13. Por esta zona también se utilizan mucho los caracoles, en paellas, guisos, con salsa...
    Gracias por explicarnos tan bien como limpiarlos y prepararlos.

    Besitos guapa,

    ResponderEliminar
  14. Mmmm... què bons que son els cargols. Pena que visc a Anglaterra i aquí és impossible trobar-ne.

    Per cert, "SED generosos con la sal" (és imperatiu)

    ResponderEliminar
  15. Clase magistral de una nativa de la tierra del caracol
    gracias
    peto
    miquel

    ResponderEliminar
  16. Hola Dolors. Nosotros no comemos caracoles porque sinceramente, nos da cosilla. Tienen una pinta fantástica los que nos traes, pero es que en fin... no nos llaman mucho la atención.

    Yo sí he probado varios tipos, Lola creo que sólo los de algunas paellas, y de los que he probado como más me gustan (y no es porque yo sea de Madrid) es a la madrileña, es decir, aliñados de forma parecida a los callos, picantones y coloraos. Verás, la forma de comerlos es que yo suelo mojar la salsa y de vez en cuando cae alguno, no disfruto más con el bicho que con la salsa, de ahí que me guste más con la salsa más elaborada.

    De otras formas como las que hoy nos presentas, los he probado y estos en concreto en Córdoba, y aunque el caldo se bebe, es una forma de disfrutar más del bicho que no con picantes, colores y espesores.

    Desde luego te los probaría, no lo dudes :)

    Un saludo.

    ResponderEliminar
  17. Me encantan, seguiré tus consejos.

    Gracias. Petons.

    ResponderEliminar
  18. Que bien engañaditos, jaja, me encantan los caracoles, y cuando vamos a cogerlos más aún. un beso Dolors

    ResponderEliminar
  19. No hay una vez que suba a Barcelona que no los coma. Me encantan.
    Es muy tipico tambien en Málaga, sobre todo como tu bien dices tras esos dias de lluvia cuando luce el sol. Ten en cuenta que hay mucha montaña en mi tierra.
    Se suelen preparar en salsa de almendras y muy picantes...lo mejor el caldito.
    Los tuyos se ven increibles, riquisimos.... una fantástica entrada en tu blog.
    Enhorabuena.
    Besos.

    ResponderEliminar
  20. Me gustaría añadir que no se si me he explicado bien, pero la mayoría creo que pensáis que ya se comen así como os he comentado y no, no es así.

    Hoy solo he puesto como se limpian y cuecen, a partir de esta receta es cuando se pueden guisar (a excepción de los caracoles a la llauna y pocas recetas más que se cuecen crudos).

    Otro día os pondré recetas de caracoles ya cocinados con su salsa y sus aderezos para llevar a la mesa (o al plato).

    También pondré algun aliño más, ya que además del allioli (que ya tenéis la receta puesta en el blog) se emplean algunas vinagretas muy ricas.


    Muchas gracias por vuestros comentarios.

    Petons

    ResponderEliminar
  21. Pobres animals. A vosaltres us agradaria que uns crtemessin vius?

    ResponderEliminar
  22. Dolors, Dolors,.... que vols que et diga, que hem sembla fantástica aquesta entrada, s´ha d´explicar els truquets per menjar bons caragols i ho has fet moooolt bé. A mi m´agrada mooolt menjar-ne, però plegar-los es una passada!!!! Ja estic esperant receptes amb caragols un cop cuits, a la gormanta, amb catxipanda, els plans amb seba i tomata... S´hem fa la boca aigua. Petons.

    ResponderEliminar
  23. Buena lección de como limpiar los caracoles.
    A mi me encantan. Por mi tierra(Alcoy) y aquí donde vivo (Murcia), somos tambien muy aficionados a los caracoles, bien es cierto, que o gustan mucho o se odian mucho tambien, verdad?
    Besets

    ResponderEliminar
  24. Uffff Dolors, esta es la única receta de todas las que tu haces que nunca probaré. Jamás he probado los caracoles, no dudo de que estén buenos pero es superior a mi.
    Espero impaciente tu próxima receta,
    Besitos
    rosa

    ResponderEliminar
  25. Me ha encantado tu entrada. Nunca me he atrevido con ellos aunque me gustan. Espero ansiosa tus recetas con caracoles. Buen día

    ResponderEliminar
  26. Me ha gustado mucho tu entrada, Los caracoles me chiflan y espero esas ricas recetas.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  27. De pequeña me gustaba ir a buscar caracoles después de una tormenta.
    Hace mucho tiempo que no los hago y por pereza los compro congelados, los hiervo y luego los hago en salsa picante. A la llauna están muy ricos.
    Petons.

    ResponderEliminar
  28. Dolorss yo tengo suerte que aún tengo a mi madre que me hace los caracoles aunque ya está quejandose pues nos gustan demasiado.
    Besos

    ResponderEliminar
  29. En mi casa también se comen mucho pero ... son los caracolillos chicos los que nos comemos, los tengo pendientes para subir, a ver si voy poniéndome al día

    Besos

    LA COCINA DE LAS PINUINAS

    ResponderEliminar
  30. Holaaa..!!!
    Dolorss, me gusta tu blog y tu cocina...
    Acabo de "engañar" a unas docenas de caracoles y ya los tengo listos para hacerlos fritos con tomate y una guindilla... jejejje..
    Un abrazo..
    Ángel.

    ResponderEliminar
  31. Muchas gracias Ángel por confiar en mi cocina, espero que los caracoles "engañados" hayan resultado de lo más rico ;-)
    Un abrazo para tí.

    ResponderEliminar

Bienvenidos a mi cocina que es la vuestra.
Gracias por dejar un comentario, os lo agradezco muchísimo.
Cada vez quiero aprender más de vuestras cocinas y devolveros con gusto la visita, pero el tiempo que dispongo es muy poco, así que ...perdonad si, aunque os visite, no pueda dejaros comentario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...